Desde # 1997

WASTE Magazine

WASTE Magazine

WASTE MAGAZINE /  MERCHE S. CALLE * JUAN ENRIQUE GÓMEZ * © Textos, fotos, vídeos
© JUAN ENRIQUE GÓMEZ * MERCHE S. CALLE

Foto: Óscar García Torga.



RÍA DE VILLAVICIOSA * ASTURIAS

La reserva parcial de la ría natural de Villaviciosa, Asturias


Por Benedicto Cuervo Álvarez* WASTE MAGAZINE

La Ría de Villaviciosa cuenta con una planta casi triangular de unos 8 km. de longitud y una anchura que oscila entre los 1.000 m. y los 200 m. según la zona. Su formación se remonta a la glaciación de Würn, en el Pleistoceno Superior, que provocó el descenso del nivel del mar. Los ríos excavaron en- tonces su cauce modelando en su tramo final profun- dos valles. Al recuperar el mar su nivel anterior éste inundó los valles y surgieron lo que se conoce como estuarios de valle sumergido, tipo al que pertenece el de Villaviciosa.

Una de las principales características geomorfológicas del estuario es su alto grado de colmatación sedimentaria, hecho que favorece la formación de diferentes ambientes. Los sedimentos arenosos, de mayor tamaño de grano, son de origen marino y son introducidos en el estuario por el flujo mareal. Al contrario, los limos que forman las llanuras fangosas son de origen fluvial.

Esta Ría tiene un gran interés botánico debido a la diversidad de especies que alberga y a su buen estado de conservación. Asimismo, muchos de los ejemplares que viven en esta reserva son poco comunes en esta costa, por lo que su visita es aún más interesante. El espacio protegido supera las 1.000 hectáreas y los ecosistemas mejor representados son las marismas, muy poco frecuentes en esta zona. También destaca la presencia de dunas y acantilados, en las que crecen, por ejemplo, el helecho marino o el cenoyo de mar.


Fotos: Óscar García Torga.
La declaración de la Reserva Natural Parcial de la Ría de Villaviciosa, con una superficie de 1.085 hectáreas, por el Decreto 61/95, de 27 de abril, da vida a uno de los espacios naturales protegidos previstos en el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales de Asturias (Decreto 38/94 de 19 de mayo). En el artículo 7 del mencionado Decreto 61/95, de 27 de abril, se prevé el establecimiento de Planes Rectores de Uso y Gestión para la Reserva Natural Parcial de la Ría de Villaviciosa de una vigencia de 4 años, que contendrán los elementos suficientes para asegurar los objetivos previstos en la declaración. Con este documento se pretende cumplir con la citada exigencia.

La Ría de Villaviciosa, incluida en su totalidad en el concejo de Villavicio- sa, es un estuario de gran valor ambiental y constituye el enclave más importante desde el punto de vista biogeográfico de toda la costa asturiana. Las características de la vegetación son únicas entre las rías asturianas, destacando la presencia de importantes extensiones de comunidades vege- tales halófilas, algunas de las cuales son consideradas como hábitats priori- tarios por la directiva 92/43/CEE, relativa a la conservación de los hábitats.
La Reserva presenta una planta de forma triangular de unos 8 km de longitud, desde el Puente Güetes a la playa de Rodiles, y una anchura que oscila entre los 1.000 m, a la altura de Misiego, y los 200 en su parte más meridional.


Foto: Óscar García Torga.
Uno los valores más destacados de la Ría es su vegetación, como ya señalé en un principio. Además, por sus peculiares condiciones ambientales,da cobijo a especies de gran singularidad, amenazadas a nivel mundial por la degradación de este tipo de hábitats.Entre sus elementos más singulares destacan, en el estrato inferior, las praderas de Zostera noltii, que, en algu- nos puntos ligeramente más elevados , se ven acompañadas por rodales de Spartina marítima. Por encima de estas praderas monoespecíficas crecen los matorrales halófilos, que se encuentran muy diversificados en este estuario. Los más destacables, sin parangón en todo el litoral cantábrico, son los formados por un subarbusto halófilo: Suaeda vera y la Sarcocornia fruticosa, que tienen en la Ría de Villaviciosa su única localización en nuestra región asturiana.
Desde el punto de vista hidrográfico la Ría de Villaviciosa se caracteriza por el pequeño aporte de aguas fluviales frente al de las marinas. Su cuenca está compuesta por pequeños ríos costeros, entre los que cabe destacar el Llinares, que la nutre por el sur, y los ríos Sebrayu y Fompalaín, que lo hacen por el este.
Las condiciones ambientales del estuario derivan de esta gran influencia marina: elevada salinidad del agua, inundaciones periódicas debidas a la marea e intensa sedimentación. Todo ello condiciona su particular flora y fauna, que convierten a este espacio en una importante reserva de biodiversidad.

Las diferentes características ambientales a lo largo del estuario debido a que  la salinidad de las aguas es relativamente alta, dado al escaso aporte de agua dulce de los arroyos que van a parar al estuario, lo que tiene repercusión en la flora y la fauna determinando la aparición de una gran diversidad de hábitats que se pueden agrupar en tres grandes unidades ambientales: el marjal, la marisma y la desembocadura.

A) El marjal.
Este ambiente se localiza en las zonas más internas del estuario, dónde la influencia mareal y la salinidad de las aguas son menores. En los marjales se desarrollan cañaverales, carrizales y juncales, que señalan la transición entre el ambiente marino y el terrestre. Por ello incluyen especies con adaptaciones intermedias a ambos ambientes como el cirpo marítimo (Scirpus maritimus), el carrizo (Phragmites australis) o el junco marino (Juncus maritimus).

En la Ría de Villaviciosa, la extensión del marjal está limitada por la eleva- da influencia mareal y por la actividad humana. Esta se concreta en la desecación de estas zonas y su transformación en los denominados porreos, terrenos destinados a usos agrícolas y ganaderos. Los porreos son otro de los hábitats característicos de la Reserva. Terrenos dedicados a actividades primarias que han sido ganados a la marisma mediante la construcción de muros (denominados cárcovas). Estos espacios se encuentran, sin embargo, sometidos a inundaciones y encharcamientos que permiten la instalación de las especies del marjal, conviviendo con otras especies propias de pastizal y de zonas húmedas no salobres en donde florece la Hierba de San Roberto (Geranium robertianum).

En los bordes del porreo aparecen plantaciones de tamarisco, Tamarix gallica, especie arbustiva utilizada para favorecer la fijación de los porreos.

B) La marisma.
Las marismas constituyen medios de extraordinaria complejidad biológica y de gran productividad.La diversidad de la marisma halófila queda evidenciada por las numerosas comunidades vegetales que llegan a reconocerse.
La alta concentración de sales en el medio obliga a las plantas de marisma a desarrollar mecanismos adaptativos frente a la potencial deshidratación y a la toxicidad. Las especies se distribuyen en diferentes bandas según un gradiente topográfico que va desde las zonas permanentemente sumergidas a aquellas que sólo son afectadas por las pleamares más vivas.


Foto: Óscar García Torga.

En las zonas más profundas crecen las sedas de mar (Zostera marina y Zostera noltii), especies amenazadas con aspecto de algas. En áreas más elevadas aparecen las praderas de hierba salada (Spartina marítima) e, inmediatamente después, crecen matorrales de sosa de las salinas (Sarcocornia perennis). Más allá del límite normal de las pleamares, se desarrollan matorrales de salicor duro (Sarcocornia fruticosa) y de salobreña (Halimione portulacoides). Finalmente, en las posiciones más elevadas aparecen matorrales de sosa prima (Suaeda vera).
Más abundantes, sobre todo en el islote de El Bornizal, son las comunidades de llantén de mar (Plantago maritima) y acelga salada (Limonium vulgare), que ocupan depresiones inundadas en la pleamar y de las que el agua desaloja difícilmente por un drenaje deficiente. La acelga salada es especie protegida y además de en Villaviciosa aparece sólo en la Charca de Zeluán, donde pervive una población muy precaria. Otras especies de la marisma halófila de Villaviciosa y exclusiva de este estuario son las anuales Suaeda maritima y Suaeda albescens, que ocupan durante el verano claros de los matorrales de salicor duro y salobreña.

C) La desembocadura.
En torno a la desembocadura se desarrollan extensos arenales que forman parte de playas y dunas. Los arenales constituyen medios extraordinariamente hostiles para la vida debido a la sequedad y a la elevada movilidad impuesta por el sustrato.

En las playas el único lugar en el que se desarrollan plantas vasculares es el límite superior, allí donde se depositan arribazones, restos orgánicos que aportan los compuestos químicos esenciales para su crecimiento. Las especies que crecen aquí presentan un ciclo vital extremadamente corto, entre la primavera y el otoño, a causa del barrido de las olas de tormenta. Tal es el caso de la rucamar (Cakile maritima subsp. integrifolia).

En las dunas la arena es movilizada por el viento pero los suelos son más estables a medida que avanzamos hacia el interior, distinguiéndose varios tipos de dunas: primarias o embrionarias, secundarias o blancas y terciarias o grises.
En la estabilización del sustrato arenoso juegan un papel fundamental especies como el barrón (Ammophila arenaria subsp. australis), que fija la arena con sus fuertes rizomas y plantas de lechetrezna ( Euphorbia paralias)


Platalea leucorodia) Fotos:  J. E. Gómez - Waste Magazine
La Ría de Villaviciosa es la segunda ría asturiana en importancia para las aves acuáticas durante la invernada. Las aves se concentran tanto en el canal, de 8 km de longitud, como en los porreos, praderas inundables adyacentes a la ría, donde también abundan paseriformes y rapaces, como el halcón peregrino (Falco peregrinus) y especialmente el Águila pescadora (Pandion haliaetus) que es aquí en el único sitio de Asturias donde inverna.

El interés faunístico es muy alto ya que constituye una zona importante de paso migratorio de las poblaciones de aves acuáticas. En la Ría de Villaviciosa se alcanzó el mayor número de anátidas y fochas contabilizados desde que se vienen realizando censos en Asturias. La evolución de estas especies ha sido espectacular pasando de los 300 ejemplares contabilizados a principios de los noventa a los algo más de 1.500 ejemplares del pasado año (El Comercio, 16/1/2011).La presencia de algunas especies nidificantes y las comunidades de invertebrados marinos son también valores de importancia de la Ría de Villaviciosa.

Por su estratégica situación, la Ría es un lugar de vital importancia para el descanso de miles de aves acuáticas durante la migración e invernada pu- diendo observar unas 150 especies de aves distintas.  Aquí encuentran el alimento que necesitan para continuar con su agotadora travesía, así como refugio para afrontar los rigores invernales. La espátula común (Platalea leucorodia) es un migrante regular y no escaso en la Ría de Villaviciosa; algunos individuos se quedan a invernar o se estacionan en verano.

Las llanuras fangosas son, sobre todo, el territorio de las aves limícolas que es el grupo mejor representado. Todas ellas son aves zancudas de largas patas.Zarapitos (trinadores y reales), archibebes, chorlitos, correlimos (común y tridáctilo), agachadizas, garcetas, agujas, chorlitejos, etc., son las aves que recorren los suelos poco compactos de la marisma, rebuscando invertebrados de los que alimentarse durante la bajamar, mientras que los ostreros, vuelvepiedras o el andarríos son algunos de los limícolas más abundantes en la desembocadura de la Ría. También acuden aves pescadoras, tanto continentales, como el Zampullín Chico, el Somormujo Lavanco, el Cormorán Grande, o el Martín Pescador como marinas, entre las que destacan varias especies de gaviotas, el Negrón común (Melanitta nigra) o el Charrán Patinegro (Thalasseus sandvicensis). En las zonas más alejadas de la desembocadura, en charcas poco profundas dan cobijo a garzas, patos, cisnes cantores y otros animales acuáticos. En primavera los cantos nupciales delatan durante la noche a las ranas y al amanecer a pequeños pájaros de colores pardos, que de otro modo pasarían desapercibidos.
La distribución espacial de las aves acuáticas varía en función de las mareas. Durante la bajamar las limícolas se distribuyen por las praderas de fangos, ocupando también zonas de aguas someras y canales. Los fangales, cuajados de gusanos, moluscos y otros invertebrados, ofrecen un copioso alimento a miles de aves acuáticas. Las pomaradas y prados de los alrededores también acogen números contingentes de aves acuáticas, especialmente durante los períodos fugas de tempero.

Las garzas que aparecen en la Ría pueden corresponder a dos especies: la Garceta Común, de menor tamaño,color blanco y muy nerviosa; y la Garza Real, de color grisáceo, mayor tamaño y muy tranquila. En ambos casos se trata de aves pescadoras, de patas, cuello y pico largos, lo que les permite alimentarse en zonas de cierta profundidad.
Las nadadoras son aves de patas cortas y palmeadas, adaptadas a la natación y el buceo. Las más frecuentes son las del Orden de los Ansares, anátidas o patos, especialmente el Ánade Real, el Ánade Silbón, el Ánade Friso y el Pato Cuchara.
Especial mención debe hacerse del Zarapito Real, especie protegida por la normativa autonómica y que parece nidificaba en los porreos en la década de los setenta. No se tienen noticias de cría en los últimos veinte años. Sin embargo, se observan nutridos grupos invernantes y su silueta se ha convertido en la imagen institucional y logotipo de la Reserva.
En las formaciones herbáceas la avifauna también presenta una diversidad considerable. En primer lugar cabe destacar la población de aves de la vegetación palustre, y también aves de pastizales, destacando de entre todas ellas el Avefría europea (Vanellus vanellus), las alondras, bisbitas, zorzales, lavanderas boyeras, tarabilla común (Saxicola torquata), pardillos comunes (Carduelis cannabina), Collalba Gris (Oenanthe oenanthe), Alcaudón Real (Lanius meridionalis), o el Pechiazul (Luscinia svecica).

Dentro de los mamíferos hay que destacar la presencia cada vez más frecuente en este espacio natural de Villaviciosa de la Nutria paleártica (Lutra lutra), y la presencia irregular del Delfín mular (Tursiops truncatus) en el tramo marítimo que comprende esta reserva.

Además, la gran cantidad de partículas orgánicas que el agua va depositando en la ría mantiene una gran población de invertebrados. Entre los más comunes se encuentran especies como los gusanos poliquetos, el berberecho, la xorra, navajas, cangrejillos y la almeja fina. También podemos  encuentrar, en la Ría, una treintena de especies de peces, en su mayoría de hábitos costeros que, por lo general, no alcanzan zonas muy alejadas de la desembocadura. La lubina y el sargo son dos de las especies más apreciadas por los pescadores pero también son abundantes las chopas, doradas, soyas, anguilas y angulas.

Entre los anfibios destaca la abundancia en las zonas húmedas menos salinas del Sapillo pintojo ibérico (Discoglossus galganoi), la Rana perezi y la Rana de San Antonio (Hyla arborea), esta última incluida en el actual CREA como “vulnerable”; además de dos especies de tritones.También son de destacar, por su interés, dos invertebrados:el Coenagrion caerulescens y Coenagrion mercuriale, dos pequeñas libélulas que se encuentran en pequeñas masas de agua dulce y en pequeños arroyos.

Coenagrion caerulescens Foto: J. E. Gómez / Waste Magazine

En los últimos años está aumentando el riesgo de contaminación de las aguas de la Ría porque continuamente aparecen aguas residuales urbanas e industriales  y las diferentes administraciones, tanto locales como regionales lo toleran, denuncian los ecologistas asturianos.“La Ría lleva cerrada al marisqueo desde noviembre de 2011 por los vertidos que se producen en su zona alta; es necesario una actuación decidida para conservar esta Reserva Natural que, además,es Lugar de Interés Comunitario y Zona de Protección de las Aves”, apunta la coordinadora ecologista que lleva 15 años denunciando vertidos continuos en este espacio natural. Aseguran que es sorprendente que un espacio reconocido en la Lista de Humedales de Importancia Internacional por sus destacados valores ambientales se encuentre en esta situación de precariedad por una mala gestión de las aguas residuales  y que las administraciones competentes sean incapaces de solucionarlo.

Los vertidos residuales y fecales a la Ría de Villaviciosa se producen,según denuncia la Coordinadora Ecoloxista d´Asturies, por la negligencia del Principado de Asturias y del Ayuntamiento de Villaviciosa, con la complicidad del Ministerio de Medioambiente que no hace nada por evitarlos, a pesar de haber anunciado la mejora de la red de saneamiento o de la ampliación de la depuradora existente, claramente insuficiente para el volumen de aguas residuales que se vierte a la Ría.

BIBLIOGRAFÍA.
• Aedo, C.: La vegetación de la Ría de Villaviciosa. Principado de Asturias. Oviedo. 1986.
• Arce Velasco, Luis Mario: La Ría de Villaviciosa. Guía de la natura- leza. Gijón. 1996.
• Arce Velasco, Luis Mario: La naturaleza de Asturias. Oviedo. 2001.
• Arce Velasco, Luis Mario: “Las áreas de servicio de las aves viaje-ras”. La Nueva España, 19/V/2013. Oviedo.
• Fernández Prieto, José Antonio y Álvaro Bueno: La reserva natural parcial de la Ría de Villaviciosa: Mapa de vegetación. Oviedo. 2001.
• Flechilla García, Luis: Guía de la costa asturiana, playas, pueblos, paisajes y paseos. Oviedo. 2006.
• Flor, Germán: “La Ría de Villaviciosa”. Enciclopedia de la Naturale-za de Asturias. Vol. VII. Págs, 20-28. Oviedo. 1992.
• Ortea, J.A.: “Catálogo de la fauna de moluscos marinos gasterópodos y bivalvos existentes en el estuario de Villaviciosa”. Asturnatura, III. Págs, 109-120. 1976.
• Ortea, J.A. y Llera, E. Mª.: “Introducción al estudio del macrobentos y necton del estuario de Villaviciosa. Moluscos, crustáceos, decápo-dos y peces teleósteos. Asturnatura, II. Págs, 6-26. 1974.
• Vázquez Argüelles, P.: Dinámica y sedimentación de la Ría de Villa-viciosa. Universidad de Oviedo. 1974.

PÁGINAS EN INTERNET.
• ecoparaisos.blogspot.com/2012/.../la-naturaleza-de-la-ria-asturiana-de.ht...?
• es.wikipedia.org/wiki/Ría_de_Villaviciosa?
• maps.google.es/maps/ms?ie=UTF8&oe=UTF8&msa=0&msid...?
• naturalezaphotos.blogspot.com/2012/.../ria-de-villaviciosa-noviembre.ht...?
• riadelavilla.blogspot.com/?
• www.asturias.es › …Naturaleza › Espacios protegidos › Reserva natural?
• www.coa.org.es › Donde observar aves?
• www.elanzuelo.es › ... › Surfcasting en general?
• www.enlavilla.es/.../la-ria-de-villaviciosa-recibe-un-nuevo-vertido-de ag.
• www.fade.es › Villaviciosa › Espacios Naturales › Ria de Villaviciosa?
• www.lasplayasdeasturias.com/2012/.../la-ria-de-villaviciosael-puntal-y.
• www.museojurasico.com › Playas?
• www.ridea.org/biblioteca/bolciencias/bolciencias_51_0007-0134.pdf?
• www.sigma-sl.com/riadevillaviciosa/blog/wordpress/?
• www.turismovillaviciosa.es/ria-villaviciosa.../ria-devillaviciosa_2847_4
• www.vivirasturias.com › Asturias › Villaviciosa › Seloriu › Seloriu?




TEMAS RELACIONADOS

Espacios naturales en Waste Magazine
Reserva biológica de Muniellos
Cueva del Sidrón
El Cachucho
El Castro de Coaña


PAISAJES Y BIODIVERSIDAD

Una serie de reportajes para mostrar la riqueza natural que nos rodea, sus ecosistemas y a sus singulares habitantes. 
Granada y las tierras del sureste de Andalucía poseen la mayor diversidad biológica de Europa, parajes únicos para vivir en tiempos de estío




VIDEOCOLECCIÓN



VÍDEOS DE ESPACIOS NATURALES * RUTAS Y PAISAJES

VÍDEOS: Paisajes con Historia, es una serie de reportajes para dar a conocer rutas y parajes con cualidades naturales y patrimoniales. Grabaciones exclusivas de Waste Magazine.
 (Reportajes, fotogalerías y vídeos)



PAISAJES Y BIODIVERSIDAD

Una serie de reportajes para mostrar la riqueza natural que nos rodea, sus ecosistemas y a sus singulares habitantes. 
Granada y las tierras del sureste de Andalucía poseen la mayor diversidad biológica de Europa, parajes únicos para vivir en tiempos de estío



RUTAS, PARAJES Y PAISAJES

Reportajes sobre rutas y lugares de especial interés por su naturaleza e historia. Fotogalerías y vídeos


WASTE * NATURALEZA, MEDIO AMBIENTE

Los datos que necesitas conocer:

Guía de Plantas
Guía de Mariposas
Guía de especies marinas
Guía de Moluscos
Rutas y paisajes
Espacios naturales

WASTE * INICIO


PROMOCIONATE EN WASTE
¿Quieres dar a conocer tus productros, tu empresa ...?


Te ofrecemos la plataforma de WASTE Magazine para promocionar tus productos, actividades empresariales, investigaciones, etc, mediante el sistema de páginas informativas y espacios esponsorizados. es la forma más eficaz y rápida de dar a conocer tu oferta, con tarifas especiales. Contacta con nosotros